Accidentes domésticos y otros

Las lesiones por accidentes se pueden evitar. Puede obtener información sobre como prevenir las lesiones en niños en las direcciones siguientes:

  1. Asociación Española de Pediatría. Se abrirá en una ventana nueva.
  2. Asociación Española de Pediatría de Atención Primaria. Se abrirá en una ventana nueva.
  3. Alianza Europea para la Seguridad Infantil. Se abrirá en una ventana nueva.

 

ALGUNOS CONSEJOS PARA LA MAYOR SEGURIDAD DE NUESTROS PEQUEÑOS:

  • No los deje solos:

    No permitir bajo ningún concepto que un niño pequeño permanezca en la bañera jugando con el agua sin la adecuada vigilancia de un adulto.

    Los asientos para el baño, pueden resultar peligrosos al dar una sensación de seguridad y relajarse en la vigilancia. El niño se puede resbalar o volcar el asiento y recuerde que un bebé puede ahogarse en pocos centímetros de agua.

    Las piscinas, balsas o pozos en la vivienda deberán estar valladas y sus puertas cerradas, siendo aconsejable proteger su superficie.

    Durante las vacaciones de verano no debe perder de vista a los pequeñines en la playa, piscina…

    Estimule la enseñanza de la natación a edades tempranas.

    No se debe entrar en la piscina de forma brusca, sobre todo después de comer.

  • Los juguetes no deben tener aristas cortantes, ni ángulos puntiagudos, ni estar fabricados con materiales tóxicos. Su tamaño será lo suficientemente grande para impedir que los introduzcan en la boca y se los traguen.

    Evite que jueguen en lugares peligrosos: escaleras, ventanas, balcones,… así como en proximidades de hoyos, pozos, piscinas…

  • Proteja los enchufes de la red eléctrica para evitar que introduzcan los dedos u objetos pequeños en estos.

  • Vigilar el uso de estufas y hornillos de gas (evitar dormir con ellos).

  • Cuidado con la cocina. No debe cocinar con el niño en brazos ni dejarlo en el suelo cerca de la cocina, las quemaduras son altamente peligrosas.

  • Guardar fuera de su "campo de acción" productos peligrosos. Colocar los productos de limpieza u otros productos potencialmente tóxicos en estanterías o muebles en alto para evitar su ingestión. Impida que tengan acceso a bebidas alcohólicas.

    No deben quedar al alcance de los niños objetos que supongan peligro de asfixia o atragantamiento (bolsas de plástico, monedas, botones,…)

    Guardar bajo llave los medicamentos.

Y recuerde siempre que

LA PREVENCIÓN ES POSIBLE Y ES EFICAZ

Si desea localizar información relacionada con el contenido de esta página, utilice el buscador